Al llegar al camposanto, el animal pide con efusividad que lo suban en volandas hasta donde se encuentra el ataúd y se acuesta sobre él en silencio.

Benito, un perrito de Villaguay, municipio de la provincia de Entre Ríos (Argentina), perdió a su dueña hace cuatro años y no ha dejado de visitarla en el cementerio, donde entra en la tumba y duerme sobre su ataúd. 

El canino se ganó el corazón de los usuarios de las redes sociales, cuando Belén, hermana de la fallecida, compartió la historia en su cuenta de Twitter, junto con el video de una de sus visitas al cementerio.  

“Vean este amor tan incondicional. Joha es mi hermana, falleció hace 4 años y él es Benito, su mascota, que la acompañó sus últimos 2 años de vida y lo sigue haciendo hasta hoy“, escribió Belén, una usuaria de Twitter.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí