No hay ningún poder por encima del interés general

Finalmente este 10 de enero la Procuraduría Agraria emitió la convocatoria correspondiente para la elección de órganos ejidales en el Ejido la Pila y Anexos.


Dicha convocatoria a pesar de ser redactada y emitida por la Procuraduría Agraria, para algunos abogados no reúne los requisitos legales y pone en evidencia el proceso electoral ejidal, aunado a esto se presenta el posible semáforo rojo según declaraciones del gobernador del estado de San Luis Potosí, Juan Manuel Carreras López.


Sin embargo, los grupos en pugna por conseguir la dirección y administración del Ejido que nos ocupa han iniciado su campaña proselitista, por un lado se sabe que por quinta ocasión pretende volver a ser presidente del Comisariado Ejidal, Guadalupe Martínez Rivera y por el otro, Tobías López Delgado, quien ya fue presidente del Comisariado Ejidal en el período 2007 al 2010.


Sólo la historia y los resultados de sus administraciones hablan por ellos, desde el año de 1999 que por primera vez fue Presidente, Guadalupe Martínez inició una etapa de irregularidades en el Ejido, ya que en el año de 2001 llevó a cabo un reparto de tierras de uso común a su conveniencia y sin respetar los lineamientos de la Ley
Agraria, lo cuál tiene en un clima de incertidumbre y al margen de la ley esas asignaciones desde aquellos tiempos.
Los ejidatarios con derecho a votar están obligados a tomar su mejor decisión. Nunca antes había sido tan importante en la historia de éste Ejido unas elecciones como las que se aproximan debido a los altos intereses que se encuentran en juego.


Por un lado, los intereses de inversionistas y empresarios que mediante Guadalupe Martínez alias “el Pineda”, quieren avalar una serie de asignaciones irregulares fuera de la ley y ventas en el uso común y por el otro, la defensa de los derechos de los ejidatarios llevada a cabo por el grupo que encabeza Tobías López mediante una estrategia jurídica que no ha dejado que los ejidatarios sean despojados de sus tierras y derechos. Es por esto que, en el Ejido, impera un clima de incertidumbre y no se sabe que pasará, pero lo que si es cierto, es que dependiendo de a qué propuesta se apoye ese será el futuro del Ejido: el del despojo de sus tierras o el de obtener sus siete hectáreas y media que por derecho le corresponden a cada ejidatario.


Se menciona que en este proceso, quienes jugarán un papel importante serán los hijos de los ejidatarios ya que ellos tienen la oportunidad de explicarles a sus padres y en un momento dado hasta exigirles que tomen la mejor decisión donde salgan beneficiadas sus familias, ya que si bien es cierto algunos ya han recibido dos o tres hectáreas de uso común y en su momento pudieron haberlas vendido, bien o mal, tiene derecho a exigir sus otras tres o cuatro que les faltan para que sea respetado el número de hectáreas que les tocan de uso común.


También, se comenta que éstas personas que ya vendieron, no tendrían problema para poder arreglar su situación con el comprador, ya que al apoyar la propuesta que encabeza Tobías López, el Comisariado Ejidal mediaría con los compradores para llegar a un buen arreglo para las partes directamente, sin que salga perjudicado el ejidatario.


La asamblea está programada en primera convocatoria para el día 22 de enero a las 10:00 hrs en el salón propiedad del Señor Luciano Ávalos ubicado en el Camino Viejo a Santa María esquina con la calle de Lagunilla en la colonia Emiliano Zapata.


Por ser primera convocatoria deberán de asistir la mitad más uno del total de los ejidatarios según lo marca la Ley Agraria, de no asistir esa cantidad se deberá expedir una segunda convocatoria para realizar la asamblea en un plazo no menor a 8 días ni mayor a 30 días, dónde se realizará con los ejidatarios que se encuentren presentes.
Así que, amigos ejidatarios, hay que estar muy al pendiente.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí