.- La elección de sus candidatos: un circo escatológico de MORENA

.- Sus dirigentes, mienten. Engañan y se burlan de sus militantes

Hay quienes creen que hablar de política, es hablar de mierda. Y no están muy equivocados. Los personajes que hoy en día se dedican a esta actividad, nos muestran cada vez más una montaña de porquería. Basta analizar algunos casos en nuestro estado, para clarificar el asunto.

El Movimiento de Regeneración Nacional (MORENA), que llevó a Andrés Manuel López Obrador a la Presidencia de la República, se ha convertido en la mejor muestra de lo devaluado de la política. El absurdo vuelto partido. Un desencanto para los ciudadanos que creyeron que de verdad habría una “Cuarta Transformación”.

En todo el país, la elección de candidatos a Gobernador por MORENA, se ha vuelto un circo escatológico, que no provoca risa. Enojo más bien en aquellos que confiaron en las palabras de quienes se comprometieron a dignificar la política. Lo mismo de siempre. Se han burlado de sus militantes y sus simpatizantes.

Desde hace unas semanas que inició su proceso para elegir a su candidato al Gobierno, los dirigentes de MORENA, han agraviado a su gente. Primero lanzaron una convocatoria en la cual se incribieron diez hombres y tres mujeres. Supuestamente se elegiría al mejor posicionado a través de una encuesta.

Nunca se realizó tal medición. Cambiaron el documento y emitieron uno nuevo convocado sólo a mujeres, pues de acuerdo a las reglas de paridad de género, los partidos políticos tienen que postular siete féminas en quince candidaturas que hay en disputa para la elección del 2021.

Ahí comenzó otro circo. El más reciente de los morenos. Tal registro contemplaba también la inclusión de perfiles ajenos a ese partido. Es decir, cualquier persona podria anotarse, incluso fueran militantes o simpatizantes de otros partidos y así lo hizo la hasta hace unos días Secretaria de Salud del Gobierno priista actual, Monica Liliana Rangel.

La ex funcionaria, se incribió como aspirante a la candidatura al Gobierno, junto con 17 figuras más, para dar un total de 18 perifles en disputa de la ansiada nominación para llegar a la primera magistratura del estado. El método para definir a la ganadora será el mismo que se anunció: la encuesta.

La realidad es que el Comite Ejecutivo Nacional de MORENA que encabeza Mario Delgado, no ha realizado encuesta alguna en las entidades donde hay estos procesos de selección de candidaturas. Sólo simulan hacerlas. Y ni siquiera presentan los resultados. Fulanito de tal resultó el mejor posicionado en la encuesta, dice el dirigente morenista y unge con su dedito mágico al candidato al Gobierno. Así lo ha hecho en todos lados y San Luis Potosí, no será la excepción.

Todo esto, ha venido a descomponer el ambiente político entre los militantes y simpatizantes morenistas, quienes ven como de forma clara les mienten e la cara sus dirigentes. Se burlan de ellos y juegan a la democracia, disfrazando una designación basada en quien sabe que intereses.

Por ello, se especula que la visita de Andrés Manuel López Obrado pudo tener otro sentido, que el mero trabajo de una visita presidencial. El “Peje” habría venido a San Luis a dar un manotazo en la mesa y decidir la candidatura entre la citada Monica Liliana o la que si es morenista de cepa, Paloma Rachel Aguilar.

Pero, por que San Luis le interesaría al Presidente. No se ha metido (aparentemente) en la designación de candidaturas en otros estados que electoralmente hablando representan más votos y más diputados federales. Pues al final, a López Obrador, le interesa ganar a como de lugar la cámara legislativa baja. De ahí depende el tránsito de sus ultimos tres años de Gobierno. Si tiene la mayoría, será terso, pero si no, el escenario para el segundo período de su sexenio, se pronóstica harto complicado.

Lo cierto es que MORENA, tenía en su primer registro de candidatos al Gobierno, figuras importantes que habrían dado la batalla en la elección de junio entrante. Juan Ramiro Robledo, Antonio Lorca, Adrian Esper o Leonel Serrato, por mencionar a algunos. Pero al determinar que la ungida será una mujer, simple y llanamente, reducen sus posibilidades de triunfo. Y sin que el asunto se trate de discriminar a alguien, pues tanto Monica Liliana como Paloma Rachel, darán la pelea, pero en definitiva no para ganar.

Deciamos al inicio de estas letras, que la política parece un sinónimo de mierda. Se miente. Se engaña. Se burla. Se privilegian los intereses personales y de grupo. Se exhibe una gran porquería pues el objetivo final es lo que les importa: acceder al poder a costa de lo que sea y desde ahí, aprovechar los recursos públicos para otros proyectos políticos que les permitan a unos cuantos, continuar llenándose los bolsillos de dinero, mientras el grueso de los ciudadanos se muere de hambre y batalla para sobervivir día a día.

Una triste realidad de mierda.

@ignacioavila

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí