VILLA DE REYES, S. L. P. – Los familiares del joven Ángel Osvaldo P. G., quien contara con 24 años de edad y fuera muerto de un balazo en la cabeza, supuestamente a manos de un agente de la Policía Vial de este municipio, identificado como Gerardo R. R., el 18 de agosto, en la comunidad de San Miguel, exigen justicia, pues el supuesto responsable se encuentra libre.

Los hechos sucedieron cuando el ahora occiso, según lo relata un familiar de la víctima, éste se dirigía a su domicilio, en San Miguel, cuando vio a unos perros bravos que son propiedad de la familia del presunto, tomó unas piedras y siguió su camino.

Al pasar frente a la casa del presunto, estaban unos hijos de éste afuera, al parecer ingerían bebidas embriagantes, como ya hace tiempo tenían problemas, cuando pasaba comenzaron a injuriarlo y molesto le respondió de igual manera, apenas iniciaba el pleito cuando llegó Gerardo, quien llevaba unas cerveza e (dicen), intervino en el pleito y sacó una pistola, entonces intercedió una mujer, quien quiso evitar que las cosas pasaran a mayores, pero Ángel Osvaldo la hizo a un lado y fue cuando se escuchó el disparo, supuestamente Gerardo le había disparado.

Cayó al piso Ángel Osvaldo y un hermano de él, quien vio la acción se acercó al cuerpo y al parecer le despojó de una pistola que traía e hizo algunos disparos, supuestamente contra quienes le habían agredido. A nadie lesionó, pero, se asegura que Gerardo llamó a sus compañeros y acudieron agentes de la municipal, así como ministeriales.

El hermano del ahora occiso tras haber disparado huyó, pero los agentes implementaron un dispositivo para buscarlo y finalmente lo localizaron y fue detenido. Estuvo dos días tras las rejas, finalmente salió, pero se presume, el proceso sigue adelante.

Mientras, el señalado como probable homicida del joven Ángel Osvaldo, el agente de la Policía Vial, se encuentra libre.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí